Masacre y Tragedia

 

 

tiroteo-en-las-vegas-eeuu-02-580x330  Recién hemos atravesado por noticias con saldos terribles. Los huracanes que devastaron a Puerto Rico, borrando por mucho tiempo el calificativo de Isla del Encanto, para convertirlo en área de desastre y los acontecimientos, ya convertido en rutina en esta nación,  del asesinato en masa ocurrido en La Vegas, contra una gran manifestación de miles de inocentes civiles.

Lo más reciente, el caso de La Ciudad del Entretenimiento,  donde un individuo arremetió con miles de disparos hechos desde lo alto de un hotel, matando e hiriendo a casi 600 personas y creando el pánico, (59 muertos y 527 heridos) el horror y el repudio, no solo allí sino en toda la nación, cuando no en el mundo entero.

Ese asesinato masivo y premeditado se suma a la larga lista de atentados contra ciudadanos, y niños inclusive, que han ocurrido en los últimos años.  Unas 350 muertes por tiros y bombas, es el resultado, con un número indeterminado de heridos, a lo que hoy sufrimos sumando con lo sucedido en Las Vegas. La lista sobre pasa dos decenas de ellos.

El brutal atentado de Oklahoma en un edificio de civiles, con sus 170 muertes se les suman  a las dos torres el 11 de septiembre del 2,001, en New York, con caso 3,000 muertos recorre con su macabra estela de muerte lo sucedido en otras partes del país.

Todos estos son los resultados del libertinaje y abuso de obtener armas y explosivos, sin control, que existe en todas partes, gracias a las leyes que favorecen todo esto y que dirige la poderosa Asociación  de Rifle, compuesta de muy importantes figuras de la economía y la política nacional, con gran influencia en el Congreso, aumentando el poder de una supremacía blanca, que renace  nuevamente.

Conjuntamente vemos como en la hermana nación boricua, se sufre sin consuelo en muchas partes del arrasado país, sobre todo en lugares intrincados sin acceso vial, donde solo por aire, en helicópteros, se puede llegar.

Valga traer al caso las intervenciones y ocupaciones estadounidenses en toda América Latina que suman 27 y en el resto del mundo 28 más, donde millares de estos aparatos, los helicópteros, traían sus cargas de guerra y muerte a esos lugares. ¡ Remember Vietnam !

Hoy esa otrora arma letal, podía usarse si más pronto que tarde, el gobierno de esta nación lo  ordenara, para proveer de avituallamiento a esa población de esa isla  que es precisamente propiedad  estadounidense. Puerto Rico está inscrito como  una finca yanqui, para los que no saben, disfrazándole con el rimbombante nombre de “Estado Libre Asociado”.

En los intricados lugares donde no entra más que el sol y la lluvia, bien podrían beneficiarse con estas naves si se usaran para ayudar y las sacaran de sus hangares donde esperan entrar en acción en tiempos de guerra.

Les habló, para radio-miami.org, y “Desde Miami”, Roberto Solís Ávila.

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Viva cuba libre!