Guion para un cortometraje de cine cubano

Traducido desde el mas allá por Max Lesnik

Bouchon2
En el Café Bouchon de  Beverly Hills

La trama se desarrolla en la ciudad  californiana de  Beverly Hills  no muy lejos  del mítico Hollywood la capital del cine mundial. La escena se localiza en un elegante  café francés Bouchon de esa rutilante  ciudad norteamericana  a la cual concurren las más reconocidas estrellas del mundo del  celuloide.

Según el guion tomado de la  vida real,  los hechos transcurren en fecha tan cercana como, tres   de la tarde  de ayer miércoles 15 de noviembre, a la hora cubana clásica en que mataron a Lola. El reparto lo compone un personaje masculino interpretado por  el  conocido actor hollywoodense de origen cubano Andy García y tres elegantes féminas que también forman parte del mundo del cine.

Una de ellas  es la estrella del cine cubano Mirta Ibarra viuda del director  de fama  mundial ya fallecido Tomás Gutiérrez Alea quien ganara reconocidos méritos internacionales  por  su cinta “Fresa y Chocolate” una película que rompiera  en Cuba la barrera de la discriminación  por razones de preferencias sexuales.

Acompañan a Mirta  Ibarra en la mesa  del  concurrido café-restaurante la ex directora del festival del Cine  Hispano de Los Ángeles Malenna Demner y la cineasta  Vivien Lesnik Wiesman  autora  de polémicos documentales  como “La Guerra de los Hackers” y “El Hombre de las dos Habanas” en el que rinde homenaje  a su padre Max Lesnik director  de este programa Radio-Miami.

En la primera toma  del cortometraje  se ve  a las tres mujeres  sentadas en una mesa exterior del elegante  café Bouchon, conversando sobre la razón de la presencia  de Mirta Ibarra por  aquellos lares que no es otro que el de ser especial invitada de la “Academia de Ciencias  y Artes  Cinematográficas  de  Hollywood”  la de los  “Premios Oscar”,  que rindió  merecido homenaje recientemente   al realizador  cubano Tomás Gutiérrez Alea.

Segunda  toma. Andy García  avanza caminando por  la acera solo y algo distraído  cuando es avistado  desde el café  por Vivien Lesnik quien conoce  al actor  de cuando ella y él vivían  ambos en la ciudad floridana  de Miami. El encuentro es puramente casual. Lo invita  a sentarse a la mesa y allí le presenta a Malenna y a Mirta Ibarra.

Muy caballeroso  y formal Andy  García es informado de la razón de la visita  a Hollywood  de la viuda  de  “Titón” – así llaman  en Cuba  a Gutiérrez  Alea- explicándosele  además  de la creación de una Fundación con sede en el Centro Histórico  de La Habana Vieja  en recuerdo y preservación de la obra cinematográfica  del gran realizador  cubano para la cual  le  solicitaba su colaboración personal  con el fin de habilitar  una vieja residencia colonial donada  a ese efecto por la Oficina  del Historiador que preside el doctor Eusebio Leal Espengler .

La solicitud de colaboración personal de Andy García,   para la Fundación “Gutiérrez  Alea” iba   acompañada de una invitación a   visitar La Habana que  no fue rechazada de plano por  el  actor  cubano a pesar  de su conocida posición de derecha dejada bien clara  como productor  y actor  de una  película de propaganda anti-castrista titulada  “La Ciudad Perdida”, que por supuesto  es  “La Habana de  ayer” la  de Batista y la Mafia italiana .

“Llamen  a mi secretaria “Cathy” y ella les dejará  saber, dijo Andy García refiriéndose  a su participación en el proyecto en favor de  la Fundación Gutiérrez  Alea. Ahí quedó todo.

A este cortometraje  le  falta  la última  escena que está  por  filmarse  en La Habana. ¿Se atreverá Andy García a dar un paso adelante y poner pies  en la capital cubana?

Este Duende que estaba allí presente  en función  de camarero, no aparece  en la filmación por su condición de ente  etéreo y fantasmal que otra vez hace buena su divisa  de que “vigila y no duerme y que a quién vigila  no escapa”.

Y hasta la  próxima  entrega  de El  Duende que con  mi gallo me voy cantando a mi tumba a fría. Bambarambay.

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Viva cuba libre!