Una “cloaca” en peligro de extinción

Traducido desde el más allá por Max Lesnik

cloaca

No es para alegrarse de la desgracia ajena-  lo sentimos  por  sus empleados y artistas- pero es una buena noticia que el Canal “América TV” de Miami,  una  de las “cloacas” de la televisión  hispana del  sur de La Florida  esté atravesando en estos momentos muy  muy serias dificultades económicas  que hacen pensar  en su salida  del aire o venta a otros  empresarios, que lo  primero que tendrían que hacer para poder ganar  alguna audiencia  y  nuevos anunciantes , sería  cambiar  su programación  actual cuyo único objetivo es  ofrecer  a los televidentes  toda una catarata  de propaganda sucia  contra Cuba  para  complacer  con ello  a la extrema derecha  cubana  de Miami.

La cancelación del  programa “ Arrebatados”  conducido  por  la  veterana  presentadora  María Laria-  dijo  ella  a la prensa local-  “que por  razones  de economía  de la empresa”, corroboró  lo que ya  se venía  diciendo  en baja  voz  por  empleados  y artistas  que trabajan en ese  Canal “Cloaca” de Miami:  “Que la caña se había puesto a a tres  trozos y que el  “gallego”  Vasallo- un español emigrado a México-  propietario  del Canal estaba a punto de explotar  como  un ciquitraque si   este no  encontraba un nuevo  caballo  blanco  inversionista de España  o  México  que invierta dinero fresco y  en grande  para sacar  a su  Canal   Cloaca del  desastre  de una  segura  quiebra anunciada”.

Me cuentan que el  tal  Vasallo  le dice a todo mundo y su tía  que “cuando en Cuba cambie  el  gobierno socialista y   vuelva  el capitalismo salvaje  de manos  de los  americanos,  él  será el dueño  de  toda  la  televisión cubana  para  convertirse   él en “vasallo  de  los nuevos  amos”. Me dijeron, aunque  no  pueda afirmarlo,  puesto que no conozco al  tal  Vasallo personalmente que todo  puede  ser  una patraña  de sus  enemigos  y  antiguos  socios desplazados  de la dirección  del Canal América TV- ojo con el argentino  Romay- que ese es el  cuento chino  que  el  “gaito”  le hace  a los  presuntos  inversionistas  de  su  Canal  Cloaca. Es  como  todo  un  sueño  de verano.

Por el  momento  una  cosa  es cierta.  Que una sucia “Cloaca”  está al  explotar en Miami. Foooooooooooooo.  ¡Que peste!

Y hasta la próxima entrega de El  Duende que con mi gallo  me voy cantando a mi tumba fría. Bambarambay.