Desde hace varias semanas, algunos medios contribuyentes tradicionales de las operaciones de falsa bandera  (El nombre se deriva del concepto militar de izar colores falsos) están publicando que la nación cubana, está a punto de entrar en un nuevo periodo especial, es tanto el afán y los malos sueños de destruir a la revolución que ya no saben que inventar. Les molesta 60 años de tanta luz.

El periodo especial cubano fue una consecuencia de la caída del campo socialista de la Europa del este, incluyendo la destrucción de la antigua Unión Soviética a finales de la década de los 80 y principios de los 90. Aquella etapa sirvió para que el gran obstáculo se convirtiera en una escuela de espiral de creación popular y formación de la cultura de la resistencia que exhibe hoy la Isla de la libertad pero en esencia fue el momento que dio inicio al desarrollo de las reservas imprescindibles para afrontar diferentes contingencias.

Para más de talles les remito a https://www.ecured.cu/Período_especial

¿Por qué no puede volver un periodo especial como el de los años 90 a Cuba?

Cuba hoy tienen una industria turística como nunca,  los 5 millones de turistas en 2019, la meta prometida será una realidad, lo que permitirá por primera vez 3.000 millones de dólares de ingresos en el sector, 17% más que en 2018.

Cuba está produciendo hoy  cerca de  60.000 toneladas de Níquel y cobalto,  dos metales estratégicos para el desarrollo de la economía mundial codiciado por las grandes potencias del planeta. La pequeña Cuba exporta a China, Europa y Canadá la producción niquelífera que logra desde hace más de 30 años con una compañía canadiense  La Sherritt Internacional. Recordemos que en los años de periodo especial en Cuba apenas la producción de Níquel de la isla, llegaba a unas escasas 25 mil toneladas.

Un tercer ejemplo de porque la mayor  isla de Las Antillas  no volverá a un periodo especial es el gran desarrollo de  la Industria biotecnológica y farmacéutica que ahorra a Cuba más de mil millones de dólares al año. Para que se tenga una idea  sólo la vacuna cubana neumocócica,  inmunizará a niños entre 1 y 5 años de edad contra enfermedades como la neumonía, la meningitis e infecciones del torrente sanguíneo, en este año 2019.

Pese a todas las limitaciones y carencias que vive la isla,  la economía cubana no ha decrecido en los últimos 10 años, hay un aumento en los servicios de telefonía móvil y el acceso a internet, junto al cumplimiento del plan de construcción  de más de 29.000 hogares por vía estatal y privada.

No puede ni habrá más periodo especial en Cuba bajo la premisa de “no contraer más deudas de las que el país sea capaz de pagar” y asegurará los recursos para “incrementar producciones y programas de desarrollo en sectores como el energético, el turismo, la industria y la agricultura”, tal como han asegurado expertos de la economía cubana.

El presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, ha dicho que la prioridad del  Gobierno cubano es “la batalla económica” debido a la “repercusión que tienen sus resultados en la satisfacción del pueblo”.

Díaz-Canel resaltó el papel protagonista de la empresa estatal y su “relación armoniosa” con el sector no estatal, visto como “complemento” de la economía cubana, “a la cual tiene que aportar en un ambiente de legalidad”.

El mandatario insistió en que “hay que aprovechar el talento de los académicos e investigadores en materia económica y valorar las propuestas que hagan”.

 De esta manera Cuba  ha dejado atrás el  periodo especial y NO volverá a retroceder.  No se crea el cuento de que Cuba está volviendo a una etapa crucial parecida a los años noventa del pasado siglo, eso es un cuento de camino y una gran mentira inventada en los hornos de operaciones de Banderas Falsas, Made in USA.